INVESTIGAN A LA UNACAR POR LA ESTAFA MAESTRA

106

CAMPECHE. La Universidad Autónoma del Carmen y su rector José Antonio Ruz Hernández, impuesto por el ex gobernador Alejandro Moreno Cárdenas, una vez más están en la mira de la Fiscalía General de la República ya que aparece vinculados en los desvíos millonarios que a través de “La Estafa Maestra” se hicieron para campañas electorales del Partido Revolucionario Institucional. La investigación que se persigue es por arriba de los 300 millones de pesos.

Con las declaraciones del nuevo testigo colaborador, Emilio Zebadúa, exoficial mayor de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), quienofreció a la Fiscalía General de la República (FGR) revelar el papel que tuvo el expresidente Enrique Peña Nieto y su exjefa, Rosario Robles, y además detalles en el entramado de universidades donde aparecer por monto aproximado de 4 mil 558 millones de pesos.

Aliado con el ex gobernador Alejandro Moreno, Ruz Hernández es investigado por la repartición de los contratos a amigos constructores y prestadores de servicio a través del cual se suscribieron servicios irregulares, la FGR ya investiga el destino de estos recursos que fueron utilizados para financiar campañas del tricolor en Campeche y en varios estados.

UNACAR EN LA MIRA
La Secretaría de la Función Pública revisó 62 convenios, entre ellos los 11 de la Unacar con Pemex Exploración y Producción y Sagarpa, y halló “hechos constitutivos de delitos”, con una afectación patrimonial al erario federal por hasta 4,558 millones de pesos por hechos constitutivos de delito, relacionados con la Estafa Maestra.

La Universidad Autónoma del Carmen fue la institución educativa que más recursos obtuvo por los 11 convenios con Pemex y Sagarpa, con el cobro de una “comisión” de 331 millones de pesos. Para cumplir con los servicios, subcontrató ilegalmente a 19 empresas y una persona física.

El cinco de septiembre del 2017, se publicó, según investigación de Animal Político y Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, que de los mil 157 millones de pesos cobrados por la Unacar, supuestamente pagó 826 millones 438 mil 300 pesosa 20 subcontratistas, entre ellos el Grupo Industrial Ahcof México, S.A. de C.V. y Estudios y Servicios Ecológicos y Ambientales de Tabasco, S.A.P.I. de C.V. (ESEAT), que representó el 71.4 por ciento de los recursos, y el resto, 331 millones 241 mil 100 pesos, se lo quedó como “comisión”. Fue la que cobró la más alta cantidad de las ocho universidades involucradas en este desfalco.