Síguenos

¿Qué estás buscando?

nacional

¿Sabes qué es el ciberacoso y cómo ayudar a un niño que lo padece?

El ciberacoso consiste en una serie de acciones, las cuales tienen la intención de acosar e intimidar a una persona por medio de las tecnologías digitales.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) entre 2017 y 2019, las víctimas de ciberacoso en adolescentes de entre 12 y 17 años se incrementó 32% a nivel nacional.

El 23.9 por ciento de la población mayor de 12 años usuaria de internet en el país, equivalente a 24 millones 258 mil personas, fue víctima de ciberacoso, según un informe del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Dado el confinamiento que ha provocado la pandemia de COVID-19, millones de niñas, niños y jóvenes pasan más tiempo conectados a dispositivos móviles, lo que puede incrementar el riesgo de ser víctimas de ciberacoso y otros delitos en línea.

¿Dónde puede ocurrir el ciberacoso?

El ciberacoso puede ocurrir en las redes sociales, las plataformas de mensajería, las plataformas de juegos y los teléfonos móviles.Es un comportamiento que se repite y que busca atemorizar, enfadar o humillar a otras personas, por ejemplo:

  • Difundir mentiras o publicar fotografías vergonzosas de alguien en las redes sociales
  • Enviar mensajes hirientes o amenazas a través de las plataformas de mensajería
  • Hacerse pasar por otra persona y enviar mensajes agresivos en nombre de dicha persona

Según datos del INEGI, en México casi 20 millones de niñas, niños y adolescentes tienen acceso a internet; de ellos, aproximadamente 4 millones han sido víctimas de acoso en las redes sociales.

En ese sentido, el ciberacoso deja una huella digital; es decir, un registro que puede servir de prueba para ayudar a detener el abuso.

A continuación, te presentamos algunas señales para detectar el ciberacoso y cómo ayudar a una niña, niño o adolescente que lo sufre.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Señales para detectar que un niño es víctima de ciberacoso

Todos los amigos se hacen bromas entre ellos, pero hay ocasiones en que es difícil saber si alguien solamente se está divirtiendo o si está tratando de herir, sobre todo en línea.

A veces los “acosadores” pueden expresar que “era sólo una broma”, pero si la niña, niño o adolescente se siente herido entonces la “broma” ha ido demasiado lejos y es momento de señalarlo.

Si las conductas continúan después de que se les haya pedido a esas personas que no lo hagan más, podría tratarse de acoso
Algunas señales que pueden ser determinantes para detectar cuando una niña, niño o adolescente es víctima de ciberacoso son:

  • El uso de los dispositivos para conectarse a internet disminuye considerablemente
  • Baja de su rendimiento escolar
  • Evita hablar con la familia o sus profesores
  • Faltas de asistencia a las clases
  • Miedo y oposición a salir de casa
  • Cambios en sus hábitos de alimentación
  • Dificultad para conciliar el sueño o pesadillas frecuentes
  • Pérdida repentina de amigos o deseo de evitar situaciones sociales
  • Sentimientos de impotencia o disminución de la autoestima
  • Lesiones físicas más frecuentes de lo normal
  • Pérdida de objetos o desperfectos en sus posesiones

Cuidado, el ciberacoso puede costar la vida

Cuando un acoso ocurre en línea, la víctima siente como si la estuvieran atacando en todas partes, hasta en su propia casa.

Las consecuencias pueden durar largo tiempo y afectar a la víctima de muchas maneras:

  • Mentalmente: se siente preocupada, avergonzada, estúpida y hasta enfadada
  • Emocionalmente: se siente avergonzada y pierde interés en lo que le gusta
  • Físicamente: se siente cansada (pierde el sueño) o sufre dolores de estómago y de cabeza

Sentirse objeto de burla o de acoso puede impedir que la víctima hable con franqueza o trate de resolver el problema. En casos extremos, el ciberacoso puede llevar a quitarse la vida.

El ciberacoso puede afectarnos de muchas formas. Sin embargo, es posible superarlo y recuperar la confianza en nosotros mismos y la salud.

¿Cómo ayudar a niñas, niños o adolescentes víctimas de ciberacoso?

La UNICEF recomienda a niñas, niños y adolescentes que son víctimas del ciberacoso buscar ayuda de alguien en quien confíen, por ejemplo, el padre o la madre, un familiar cercano u otro adulto de confianza.

Si el acoso ocurre en una plataforma social, existe la posibilidad de bloquear al acosador e informar sobre su comportamiento en la propia plataforma.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Es conveniente reunir pruebas, mensajes de texto y capturas de pantalla de las publicaciones en las redes sociales, para mostrar lo que está ocurriendo.

Para que el acoso se detenga, no sólo hay que detectarlo. Es fundamental denunciarlo. También puede ser importante mostrar al acosador que su comportamiento es inaceptable.

Si existe peligro inminente, las víctimas deben comunicarse con la Policía o con los servicios de emergencia de su país.

 

Te puede interesar

Advertisement