Moderna dice que su vacuna contra el COVID-19 tiene eficacia de 94.5%

15

La vacuna de Pfizer tendría una eficiencia del 90% y la vacuna rusa Spoutnik V llegaría al 92%.

La empresa de biotecnología estadounidense Moderna anunció este lunes en un comunicado que su vacuna contra el COVID-19 tiene una eficacia del 94.5% para reducir el riesgo de contraer la enfermedad, mayor a la efectividad del 90% anunciada la semana pasada por la alianza Pfizer/BioNTech.

Esto significa que el riesgo de contraer la enfermedad se redujo en 94.5% en el grupo vacunado con respecto al grupo placebo de su gran ensayo clínico en curso en Estados Unidos, según el análisis de los primeros casos.

En las pruebas, 90 participantes del grupo placebo contrajeron el COVID-19, frente a 5 del grupo vacunado.
Si este nivel de eficiencia anunciado por Moderna contra el COVID-19 se mantuviera en la población general, se trataría de una de las vacunas más eficaces que existen, comparable a la de la rubeola, eficaz en un 97% cuando se aplican dos dosis, según los estadounidenses Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

En comparación, las vacunas contra la gripe oscilaron entre el 19% y el 60% de eficacia en las últimas diez temporadas en Estados Unidos, según los CDC.

Vacuna de Moderna tendría mayor eficacia que la anunciada por Pfizer y Sputnik V de Rusia

La vacuna de Pfizer tendría una eficiencia del 90% y la vacuna rusa Sputnik V llegaría al 92% de eficiencia, según los resultados preliminares comunicados la semana pasada.

Ningún enfermo grave de COVID-19 fue registrado entre las personas vacunadas, frente a 11 del grupo placebo, de acuerdo al comunicado de la empresa de biotecnología.

Según Moderna, entre el 9% y el 10% de las personas vacunadas experimentaron efectos secundarios tras recibir la segunda dosis, como:

Cansancio
Dolor muscular
Irritaciones cerca del punto de vacunación
“Es un momento crucial en el desarrollo de nuestra candidata a vacuna contra el COVID-19 (…)

Este análisis intermedio positivo resultante de nuestro ensayo fase 3 nos da las primeras indicaciones clínicas de que nuestra vacuna puede prevenir la enfermedad del COVID-19, incluida la forma grave”.

Se congratuló el jefe de Moderna, Stéphane Bancel.

Estos resultados no han sido, sin embargo, evaluados todavía por científicos independientes. Más de 30 mil participantes integran este ensayo clínico a gran escala, llamado de fase 3 y comenzado el pasado mes de julio.