SFP inhabilita y multa a María Cristina García.

2

A través de un comunicado, la secretaria de la Función Pública, Irma Erendira Sandoval, detalló que la multa e inhabilitación a García Cepeda se debe a que durante su periodo en la Secretaría de Cultura se autorizaron, de manera irregular, donativos por 59 millones de pesos para el proyecto “Museo de museos”, que no se concretó.

“La Función Pública hace honor a su nombre, estamos acabando con la impunidad en el indolente manejo de recursos públicos durante el régimen neoliberal. Asumimos nuestra responsabilidad como garantes de que el erario verdaderamente se destine a brindar resultados a la población”.

La SFP detalló que el Órgano Interno de Control (OIC) en la Secretaría de Cultura determinó que además de García Cepeda, hay otros dos servidores públicos a los que se les impone la misma sanción; se trata del ex Oficial Mayor y la exdirectora general de Administración.

El documento agrega que los ex servidores públicos sancionados incumplieron con sus responsabilidades al autorizar donativos por más de 59 millones de pesos a una asociación civil para la realización del proyecto “Museo de Museos”, en el Antiguo Palacio del Marqués del Apartado, sin tener la autorización previa del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) para desarrollar trabajos en el inmueble.

¿Cómo se hizo la entrega de donativos?
La SFP detalló que la entrega de donativos por 59 millones de pesos se hizo en dos exhibiciones; la primera por 50 millones de pesos, en marzo de 2017, y otra por 9 millones 313 mil 461 pesos, en julio de 2018.

La entrega de recursos entregados causaron un daño al erario, debido a que no se concretó la realización del museo como resultado de un deficiente ejercicio de funciones de los responsables.

Por tales irregularidades, el OIC resolvió sancionar con inhabilitación por 10 años y multa resarcitoria de 19 millones 771 mil 154 pesos a cada una de las personas ex servidoras públicas de esa dependencia que tuvieron responsabilidad.

El procedimiento sancionatorio inició luego de que, en una reunión del Comité de Control y Desempeño Institucional (COCODI) en noviembre de 2018, el OIC se percató de posibles irregularidades en el otorgamiento de los donativos.

La extitular de Cultura es la segunda secretaria de Estado de la administración pasada en ser sancionada por la actual Función Pública. La primera fue la extitular de las secretarías de Desarrollo Social (Sedesol) y de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), quien fue inhabilitada en septiembre de 2019 por un periodo de 10 años por falta de veracidad en su declaración patrimonial.