Carlos Ortiz, el mexicano que ganó el Houston Open.

9

El golfista mexicano Carlos Ortiz hizo historia este domingo conquistando su primer torneo del PGA Tour, al lograr una sublime ronda final para quedarse con la corona del Vivint Houston Open, celebrado en Texas, Estados Unidos.

De esta forma, el jalisciense se convirtió en el primer mexicano en obtener una victoria en el PGA Tour desde 1978.

A su vez, también es el segundo jugador latinoamericano en ganar el Houston Open; el anterior fue Roberto De Vicenzo, en 1968.

Luego de iniciar la jornada dominical un golpe por detrás del líder Sam Burns, Ortiz firmó una actuación casi perfecta para sellar una tarjeta de 11 golpes bajo par, dos de ventaja sobre Dustin Johnson, quien actualmente es el número uno del ranking.

Carlos Ortiz embocó un gran putt para birdie en el hoyo final que le permitió anotar una ronda final de 5-bajo par 65, y así totalizar 268 golpes (-12) para imponerse por dos golpes sobre sus escoltas y quedarse con el título en el Memorial Park Golf Club.

Tras el hito, el nacido en Guadalajara no pudo contener las lágrimas y brindó una celebración muy emotiva con su equipo.

Cabe recordar que el último mexicano en conseguir una victoria en el PGA Tour fue Víctor Regalado, en el ya lejano 16 de julio de 1978, en el marco del Ed McMahon-Jaycees Quad Cities Open. Anteriormente, César Sanudo hizo lo propio, en 1970.

“Estoy muy feliz, se siente increíble, hace rato que no ganaba y se siente muy bien. Y hacerlo especialmente en Houston, en Texas, un lugar que considero casi mi segundo hogares también especial. Hoy hubo muchos mexicanos, latinos y también texanos alentándome y fue increíble hacerlo frente a ellos”, dijo Ortiz, luego de finalizar su consagratoria ronda, la cual le permitirá subir hasta el 7º lugar en la FedExCup.

“Sabía que tenía que mantenerme paciente, porque este es un campo muy difícil. Por suerte hoy acerté más fairways y con eso más greens y traté de enfocarme en mi juego. Emboqué muy buenos putts al comienzo de mi ronda que me dieron mucha confianza y luego a partir de ahí no tuve muchos errores y por último fue fantástico terminar con el birdie en el hoyo final”, añadió el jugador de 29 años