Popocatépetl

9

Las autoridades no registraron cambios significativos. Foto: CNPC

En un sobrevuelo al volcán Popocatépetl para verificar las condiciones del famoso “Popo”, se registró que el cráter interno tiene un diámetro entre 360 y 390 metros, informó la Comisión Nacional de Protección Civil (CNPC).

En ese sentido, la dependencia indicó que no hay cambios significativos en el volcán Popocatépetl.

“La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC)—a través de la Comisión Nacional de Protección Civil (CNPC)—descarta cambios significativos en la morfología del cráter del volcán Popocatépetl”.

El sobrevuelo del “Popo” se realizó con el apoyo de la Guardia Nacional, personal del Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), así como el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred).

¿Qué encontraron en el volcán?

  • El cráter interno tiene un diámetro entre 360 y 390
  • metros Profundidad aproximada de 120 a 170 metros, está azolvado por fragmentos de material volcánico de diversos tamaños, así como ceniza

Además, la Comisión Nacional de Protección Civil dijo que la mayor parte de la ceniza depositada en las laderas del volcán Popocatépetl (el “Popo”) es movilizada por los fuertes vientos con dirección al suroeste del coloso, es decir hacia la zona de Atlixco, Puebla.

“Es probable que continúen las emisiones de ceniza, tal y como sucede en los últimos días”.

¿El “Popo” seguirá activo?

Se estima que podrían registrarse algunas explosiones que no excedan —en magnitud—a las ya observadas. Estos escenarios están contemplados en el nivel Amarillo Fase 2 del Semáforo de Alerta Volcánica. Por ello, se reitera el llamado a la población a respetar el radio de restricción de 12 kilómetros.

Por su parte, Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), emite un reporte cada 24 horas sobre la actividad del volcán los 365 días del año. Cualquier cambio en la actividad del Popocatépetl se comunica de manera oportuna a través de las cuentas oficiales de la CNPC.

Para finalizar, el Gobierno está preparado para realizar evaluaciones de manera inmediata, con el propósito de salvaguardar la seguridad de las personas, así como para compartir información oficial y oportuna a la población.