Sicarios iban por “El Becky”

Según reportes policiales, el sujeto buscado por delincuentes es dueño de un bar en Minatitlán.

149

La infernal escena anterior en Viernes Santo corresponde a la matanza ocurrida en Minatitlán, que ya ha dejado al menos 14 muertos y cuatros heridos; la balacera ocurrió en “Los Potros”, en la colonia Obrera, propiedad de Herbert Reyes, víctima mortal del artero ataque.

“El ataque ocurrió por la noche, cuando sujetos arribaron al lugar preguntando por una persona conocida como ‘El Becky’, momento en que realizaron las detonaciones, privando de la vida a siete hombres, cinco mujeres y un menor”, indica un comunicado de la Secretaría de Seguridad Pública estatal.

De acuerdo con los primeros reportes policiales, ‘El Becky’ es señalado como propietario de un bar ubicado en el municipio de Minatitlán, indicó Seguridad Pública que ya solicitó a la Fiscalía Estatal realizar investigaciones.

Además, tres hombres y una mujer resultaron lesionados en el ataque, que ocurrió en un “convivio familiar”, añadió la institución.

CONTABILIZA FGE 14 MUERTOS EN MINATITLÁN

La Fiscalía General de Veracruz oficializó que la cifra de personas muertas por el ataque a una fiesta en Minatitlán es de 13, pese a que fuentes de la dependencia reportaron esta mañana que eran 14.

“Desde los primeros momentos, peritos adscritos a la Delegación sur-Coatzacoalcos realizaron los peritajes de ley, asegurando el inmueble del lugar de los hechos y decretando las pertinentes medidas de protección. Se recabaron dieciocho entrevistas a familiares y vecinos del lugar y se realizaron tres inspecciones oculares”, abundó la Fiscalía, encabezada por Jorge Winckler.

El comunicado no detalla el número de heridos, y si alguno de éstos falleció mientras era atendido.

Entregan cuerpos de masacre

Poco a poco, los cadáveres de las 14 víctimas de la masacre del Viernes Santo en la ciudad de Minatitlán son entregados a sus familiares. 

Algunos de los familiares son sobrevivientes, y han tenido que presentarse a declarar ante la Fiscalía General. Los peritos forenses tuvieron que trabajar toda la noche para poder desahogar las diligencias.